Nace el primer fondo global para apoyar demandas territoriales de los pueblos indígenas